Isidora Urrejola: Su regreso al teatro

Isidora Urrejola: Su regreso al teatro
14-08-2019 Tags:

Por: Lisette Ávila O. / Fotos: Nicolás Abalo / Maquillaje y producción: Mackarenna Claro

En una semana la actriz será parte del estreno de la comedia negra ‘Solo’, una puesta en escena que interactúa con el público y con la que vuelve a los escenarios teatrales. Acá nos cuenta sobre la obra y su nueva vida laboral.

 

En una pieza de hospital, Elisa enfrenta un cáncer terminal. Una mañana cualquiera, e inesperadamente, recibe un extraño ofrecimiento que la dejará pensando sobre la vida y la muerte. Doña Maruja, que entra todos los días a su cuarto a limpiarlo, le pide que se case con su hijo fallecido hace dos meses y cuyo cuerpo está en la morgue. Maruja, devota de la tradición china del minghu -que consiste en casar los espíritus de dos personas muertas para que trasciendan en la otra vida-, se lo pide con tanta aflicción que Elisa acepta.

Esta es la historia de la obra ‘Solo’, que se estrenará el 22 de agosto en el Teatro de Bolsillo, y en la que Isidora Urrejola vuelve al teatro con el papel de ‘Tania la espontánea’. “Tania es la mejor amiga de Elisa y es una mujer que tiene pánico de quedarse sola y decide casarse con un hombre que no es la mejor opción. Entonces le pide a Elisa que la ayude a organizar su matrimonio y luego Elisa -habiendo aceptado la petición de Maruja- le pide a Tania ayudarla con su boda”, cuenta Isidora.

Inspirada en las tendencias de producción teatral estadounidense, el desarrollo y gestión creativa, ‘Solo’ utilizará herramientas de incubación teatral, incluyendo al público como un agente más del proceso de creación y desarrollo de la obra. Dicho modelo de incubación democratiza el proceso creativo, formando con la audiencia una comunidad que ya no solo participa desde la pasividad de un ticket, sino que también, puede aportar activamente al desarrollo creativo -e incluso económico- de la obra en formación.

Con el pelo muy corto y nuevos aires, Isidora nos cuenta que está en un momento de reinvención profesional. Con emoción nos relata que el eclipse total que se vivió en el Norte Chico, y al que viajó ‘para vivirlo’, fue una recarga de energías para un año que hasta el momento no ha sido el mejor en lo laboral. “La mayoría de mis amigos está haciendo cosas diferentes. Yo estoy trabajando en una productora, tengo un amigo que está remodelando casas y otra que está asesorando en fondos culturales concursables”.

Ante la falta de espacios televisivos para los actores, ¿crees que se están generando más proyectos culturales?

Yo creo que sí, y de alguna manera se relaciona con lo que mencionas… Por ejemplo, han proliferado muchas series web muy buenas. Sin embargo, hay una crisis y eso hace que los proyectos culturales se estanquen.

Estuviste conduciendo el programa Nexo y este año te desvincularon. ¿Cómo enfrentaste esa decisión de ESPN?

Sí, me fueron de ahí y fue un golpe al ego. Obvio que me dolió porque tengo una hija, una casa y cosas que mantener. En ese momento pensé ‘¡qué hago ahora!’. Hay rostros de televisión que ganan siete palos mensuales y logran generar un colchón, pero yo no soy uno de esos. Entonces sentí miedo, me quedé para adentro y depresiva.

¿Decidiste reinventarte?

En medio de todo lo que me estaba pasando, un día pensé ‘tomaré lo que me ofrezcan’, y ha sido un año en el que he tenido que aprender millones de cosas nuevas. Hoy estoy trabajando en una productora y soy ejecutiva de cuentas. Algo nada que ver con lo mío y que me abre otras posibilidades. Y también me ofrecieron este papel en la obra ‘Solo’.

¿Te has sentido vulnerable?

¡Es heavy! Imagínate que el seguro de cesantía puede ser de 40 mil pesos. Yo me quedé embarazada y estuve dos años cesante porque durante ese tiempo no tuve pega. Fui a buscar mi seguro de cesantía, que se dividía en $40 mil en un mes, $80 mil en el otro y $60 mil el último… ¡Me estás leseando!

Resiliente

Isidora no había tenido el pelo tan corto como lo tiene hoy. Mientras conversa se lo toma, lo arregla, lo despeina y por momentos lo deja tranquilo. “Me ha costado tenerlo así porque es un cambio de paradigma el pelo corto. Con una melena tienes donde esconderte y puedes ponerte extensiones y hacerte crecer el cabello. Cuando me echaron me lo corté porque significaba cambio y las ganas de atreverse”, dice.

Además de enfrentar una rutina laboral distintas y con horarios fijos, y arreglar sus tiempos para poder ensayar para la obra, Isidora tiene la responsabilidad que más ama en su vida: su hija Miel, que ya tiene tres años.

En un programa televisivo reconociste que cuando supiste de tu embarazo inesperado pensaste en abortar. ¿Cómo ha sido el tránsito como madre desde ese momento hasta el día de hoy?

Claro, sentí pánico. Ahora a todo el mundo le digo que es el condoro más recomendable. Yo llevaba tres meses pololeando y cuando me hice el test y salió positivo mis neuronas chocaron entre ellas. Entonces pensé en abortar, pero no fue una opción real. Cuando chica pensaba que si me violaban yo abortaría sin pensarlo, y también soñaba con ser madre a los 27 años… Esto último se cumplió y a la misma edad. No fue fácil y quise separarme ochenta veces, y hasta el mes siete no tuve una estabilidad emocional en el embarazo.

¿Qué hiciste en ese tiempo de inestabilidad?

Me fui de viaje un mes, me tiré en todas las montañas rusas y recorrí con mis amigas… Sentía que me estaba despidiendo de mi ser.

¿Sigues con el padre de tu hija?

Sí, y creo que el amor se transforma. En este mundo en que todo es desechable y en el que te dicen ‘no tienes que estar toda la vida con él’, quiero intentarlo y darlo todo.

¿Cómo eres como mamá?

Debo controlarme porque estoy hiperventilada y no puedo traspasarle ese nerviosismo a mi hija. Ella me ha enseñado que hay que tener mucha paciencia y a entender que el tiempo que creía mío ya no lo es. Con ella he aprendido a ponerme en el lugar del otro.


 

BREVES

  • ¿Cuál fue la última obra que fuiste a ver? No voy hace tiempo al teatro… Con hijos pequeños es más complejo.
  • ¿Qué serie de televisión estás viendo? Terminé de ver Stranger Things y ahora comencé Peaky Blinders.
  • ¿Qué papel te gustaría hacer? El de mala.
  • Música favorita: J Balvin, Ceaese, Peritó Chingó y Cultura Profética.